Fotoguiarios Logo Small

TU VIAJE CON fotoguiarios

Visita nuestro blog en el que vas a encontrar todo tipo de historias relacionadas con la pesca a mosca, la gestión de aguas, el montaje de moscas artificiales, así como artículos de opinión o noticias de lo sucede alrededor de nuestra afición. También podrás leer artículos de nuestros invitados, algunos der ellos reconocido pescadores de mosca de España.

 

riberas verde jarama angler jarama river spain

Charlas, truchas, alumnos y maestros

El primer día que entré en una fragua, no sabía hasta qué punto me iba a enganchar al hierro. Cuando accedí como alumno en la escuela taller de Guadalajara, no fue algo vocacional, sencillamente buscaba un trabajo, en forja quedó una plaza, y allí fui, no hubo elección, simplemente hueco. Mis primeros días los pasé pegando martillazos a una pieza de plomo, hasta que de allí saliera un cortafríos sin mella alguna. Era complicado, un metal tan blando, que prácticamente se marca de un puñetazo, estampaba sobre su superficie el más mínimo error que cometía, así durante varios días, forjaba, presentaba, fundía, vertía en la lingotera y, volvía a forjar, hasta que al final, de tanto repetir el ejercicio, el cortafríos se manifestó.

El día que decidí que quería pescar con cola de rata, me tiré dos años repitiendo el mismo ejercicio, lanzar moscas en la barra de un bar.

jesus carmona forja

En los últimos años, no he tenido ningún alumno de pesca, antes de enseñar a alguien quería tener claro que era amigo y no arrimado, así que durante este tiempo decidí no volver a coger aprendiz. Todos los que hayáis devuelto lo que aprendisteis, sabéis de lo que os hablo, para que un novato consiga ser pescador de mosca, no solo hay que llevarlo al río, hay que hablar y mucho. No vas a aprender en un curso de iniciación de ocho horas de los que asociaciones, tiendas, particulares o guías impartimos, puede que saques algún pez, y tal vez, con suerte, te lleves unos buenos rudimentos de lanzado, pero no vas a aprender a pescar. Enseñar a alguien a ganarse el derecho de engañar un pez es algo más complejo y que solo puedes hacer, cuando estás dispuesto a sacrificar tu tiempo y tranquilidad, a poner a prueba tus nervios y capacidad de comunicación, trasmitiendo a la otra persona absoluta confianza en lo que haces y cuentas. Yo, la primera lección de pesca a mosca siempre la doy en el mismo sitio, delante de un café, o un botellín. Tengo por costumbre citar en un bar a aquellos que quieren que les enseñe, por dos motivos; en primer lugar quiero conversar, de lo que sea, la vida, el trabajo, arte, sexo, lo que sea, pues va a ser mucho el tiempo que pase con él, y quiero saber si mi único tema para matar las horas cuando esté en el río y las truchas no quieran va a ser la pesca, o por el contrario, nos vamos a poder sentar tranquilos y relajados a fumarnos un cigarro en una roca del centro del Tajo, mientras que la conversación se va por lugares muy lejanos a las aguas y los peces, y en el que no hay profesor y alumno, sino amigos. En el segundo motivo para quedar y charlar café en mano, el evaluado soy yo. La pesca con mosca es cada día más amplia, y en algunos casos poco se parece a lo que yo conocí en mis inicios. Checa, hilo, tándem, grandes lances, streamer, son cosas que conozco y utilizo, pero no domino. A fecha de hoy, la técnica más eficaz de la pesca con mosca es la pesca al hilo (en mi opinión personal una variante extrema de la pesca con sedal pesado, que muchos pescadores han sabido adaptar con acierto para poder entrar dentro de la competición de pesca con mosca), a mí personalmente no me emociona, saco peces, muchos, pero cuando en los ochenta eché a andar por la senda de la pesca a mosca dejando la caña larga en el baúl, fue un camino sin retorno en buscas de cebadas, de truchas que comían en superficie, y bocas que emergían de la nada para tragarse mi mosca que bajaba tranquila por las aguas del Tajo. - aprender pesca mosca madridSi buscas pescar con perdigones, no soy tu hombre, acércate a alguien que sea especialista en pescar al hilo, seguro que te hinchas, yo solo te puedo enseñar a pescar a seca, no por talibanismo, qué va, cada uno que pesque con lo que se sienta feliz, nadie es mejor que nadie, y a mí lo que me llena es pescar en superficie, a pez visto, por esto quería tomarme este café, lo que tú quieres, no es lo que yo estoy dispuesto a dar-. En esos momentos de bar, de charla, cada una de las partes tiene que ser honesta y mostrar sus cartas, ni uno ni otro se tiene que guardar nada, si al final vamos a ir a pescar juntos, ya sin alumnos ni profesores tenemos que estar a gusto, porque por encima de todo al río vamos a ser felices.

Cuando daba clases en la escuela taller de Guadalajara, por allí por el taller venía el amigo de un alumno, un chaval de 16 años, al que vacilaba por pescador de carpas al coup -eso es una mierda, cuando quieras te enseño a pescar de verdad, con mosca- la coña duró dos años, hasta que acabo aquella escuela, luego de vez en cuando continuaba a altas horas de la madrugada por lo bares. Un día de octubre de hace cuatro años, aún con resaca los dos recibí una llamada. - Hola Calambres, soy Héctor ¿Sigue en pie lo de enseñarme a pescar? - Claro hombre ¿Qué haces esta tarde? Si quieres nos tomamos un café y hablamos.

paso estrecho mingolazaro pesca alto atjo

Casi treinta años después de mis primeros lances en la mesa de la cafetería donde se reunía el comité local de AEMS, yo, sigo haciéndolo igual, y tal y como lo hacía en la fragua con el plomo, en el bar lanzo y lanzo con aquellos que se me acercan para que les enseñe a pescar.

Cuando acabe de escribir esto cogeré el macuto y me iré al río con mi amigo Héctor.

 

Jesús Carmona “Calambres”, cofundador y director técnico de www.fotoguiarios.com.

Tags: Amigos